Los 5 errores capitales del primerizo en Twitter… y Karembeu

Uso inteligente de los favoritos en TwitterNadie nace aprendido. Ni siquiera sabemos llorar cuando nacemos, tanto es así que a muchos de nosotros nos cayó una buena hostia nada más ver la primera luz para que llorásemos. Y lloramos, vaya si lloramos. Algunos no dejaron de hacerlo en su vida adulta. Con Twitter ocurre algo similar. Se ha convertido en una herramienta tan habitual, tan cercana, y tan fácil de utilizar que creemos que es como el fútbol, que todos seríamos capaces de ganar una liga.

Pues por suerte así es. Si Karembeu fue capaz de ganar dos Champions con el Madrid y un Mundial y una Eurocopa con Francia, ¿no vamos a ser nosotros capaces de dominar Twitter? Pues sí, pero por favor, dediquemos al menos 30 segundos de nuestro preciado tiempo para no cometer los 5 típicos y habituales errores del primerizo en Twitter.

Los 5 errores capitales del primerizo en Twitter

1) CONVERSACIÓN

Si la soledad te acecha y necesitas compañía te recomiendo una suscripción a eDarling, o mejor aún, prueba Ashley Madison, dicen —yo, evidentemente, nunca he pisado ese local— que ahí se encuentra la mayor concentración de adúlteros/as por metro cuadrado del mundo, y gran parte de ellos/as seguro que buscan intercambio comunicativo previo. Pero no busques conversación en Twitter, es toda una incongruencia. ¡Solo dispones de 140 caracteres por Dios! Y encima está mal visto gritar.

Es agotador intentar mantener una conversación pseudointeresante en Twitter. No hay espacio, no hay correlatividad, y ya no te cuento cuando se mete un tercero. Lo más probable es que acabes quedando mal, es difícil transmitir algo de 140 en 140 caracteres. Ni el dicharachero Rajoy puede.

Abandona cualquier conato de conversación en cuanto puedas. Si Ashley Madison no colma tus expectativas prueba con Facebook, y si buscas algo más serio y mejor hecho vete a Google+ o al bar de la esquina.

2) LINKS

Twitter, la que en su día fue conocida por una red de información de calidad basada en una excelsa curación de contenidos a partir de RT’s y Fav’s, se ha convertido en un simple ticker lleno de enlaces propios o patrocinados —y últimamente imágenes y vídeos, qué pesadez.

Los tuits sin enlace adjunto son más escasos que las rebuscados brotes verdes de cierta ministra, y no digamos los tuits realmente interesantes. Por consiguiente el interés suscitado se ha reducido drásticamente. Ya lo dijo el Nobel de economía Herbert A. Simon, el exceso de información genera escasez de atención —por cierto, curiosamente en aquel artículo también se hablaba de Ashley Madison. ¿Estaré obsesionado con algo?

Ya. Soy consciente de haber dicho que no debes buscar conversación en Twitter. Pero si todo fuera en blanco y negro nunca habríamos espabilado la hormona con aquellos exuberantes botes de Sabrina. De pascuas en ramos tuitea sin links y comenta los tuits de otros. Responde y mantén sencillos e incisivos intercambios tuiteros con tus sejemantes. Ojo, he dicho con tus semejantes, con las ballenas es muy difícil dialogar.

3) LAS BALLENAS TUITERAS

Otro error que cometemos todos cuando empezamos en Twitter es seguir cuentas de ballenas tuiteras. Grandes cuentas con miles de seguidores que ansiamos, anhelamos, soñamos… que nos hagan caso y nos retuiten alguna vez. Y por eso les seguimos. Solo por eso.

Pero vamos a ver… De verdad piensas que un tío como Risto Mejide (@ristomejide), con casi dos millones de followers y cientos de menciones diarias, se va a fijar en si tú, pequeña puntita de agujita en su vasto pajar, le sigues o no. Pues no, no se fijará en eso, un tipo como Risto solo te retuitea cuando le llamas gilipollas.

La clave para conseguir retuits de las ballenas tuiteras está en el egoísmo, como casi todo en esta vida. Busca aquello que le pueda interesar a la ballena y tendrás alguna posibilidad. Si solo te interesa a ti, salvo que se trate de un tema solidario, no tendrás ninguna posibilidad. Cuando le llamé gilipollas a Risto en realidad estaba promocionando su libro, y de promociones el tío sabe un rato. Me gané el retuit porque le interesaba a él. Por cierto, yo sí que sigo a Risto y alguna que otra ballena más, como @Buenafuente, @Yoriento, @jordievole, @_anapastor_, @iescolar, @chefdelmar, @albertochicote… Pero oye, vuelvo a reivindicar la gama de grises, y sobre todo, el haberlas hailas. Hay ballenas tuiteras interesantes, muy interesantes.

4) FOLLOW BACK

Esto es la mayor tontuna del tuitero primerizo. No le debes nada al que te sigue, de hecho te sigue por el mismo principio que tú sigues a una ballena tuitera, por su propio interés. Por tanto tú debes utilizar el tuyo. Sé egoísta. Si te interesa su perfil o sus tuits síguelo, de lo contrario no pierdas el tiempo, porque engordando tu time line eso es lo que harás, perder el tiempo. Esta práctica es más habitual y más perniciosa de lo que creemos, y puede hacer mucho daño al necio dospuntoceril. ¿Por qué? Básicamente porque desvirtúa la cadena de valores online, disminuye la calidad en la curación de contenidos y destroza el corazón de Twitter, si es que todavía lo tiene operativo. Dicho esto, como egoísta que soy, te hago una petición en base a mi propio interés: ¡deja de hacer follow back!

5) LISTAS

¡Haz listas! Y hazlas desde ahora mismo. O te arrepentirás. Fácil de entender ¿no? Si eres primerizo y confieres alguna credibilidad a este humilde juntaletras… ¡haz listas!

email

, , ,

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - 01/09/2014

    Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: Si hasta para llorar por vez primera te tuvieron que dar una buena hostia, qué te hace pensar que empezaste en Twitter con los principios básicos asumidos. Pocos podrían presumir de no haber cometido ninguno de estos error…

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies